PATRICIA AGRESTI

“Vengan a Mí y ofrézcanme sus sufrimientos con amor. Yo y ustedes, ustedes y Yo compartiremos esos sufrimientos.” (VVeD 5.04.89)

PATRICIA AGRESTI (50 años, ama de casa, divorciada, 5 hijos) partió el 25 de junio de 2009.

Testimonios de los Grupos de oración de la VVeD – Buenos Aires – Argentina

¿Cómo escribir una semblanza de un ser tan querido como Pato? ¿Cómo encontrar las palabras correctas y justas para contar dolores y alegrías compartidas, trabajos, proyectos ideas consejos y sabiduría recibida de un ser tan lleno de Dios. Quiero formar frases, oraciones, palabras y, vienen a mi mente, sólo imágenes, no palabras. Como en una gran galería  innumerables cuadros de distintos momentos vividos con nuestra Pato. Imágenes de Pato, del primer día en el grupo de oración de la calle Callao, contando su experiencia,  con el volumen 1 de La Verdadera Vida en Dios que le regaló Gabriela, en el momento que leía en su habitación por primera vez los Mensajes del Señor. En uno de ellos  decía  palabras que parecían dictadas para ella: “Hija San Beda te cuida”. “Jesús, ¿quién es San Beda?” pregunta Vassula…….Silencio, y emoción porque desde su misma cama Pato contemplaba una imagen del San Beda que desde siempre colgaba en la pared del patio y que quedó como regalo cuando compró la casa….Asombros y regalos que Jesús le tenía reservados….Misterios inconmensurables del Señor…. Imágenes de Pato, bendiciendo los alimentos que  íbamos a compartir después del rezo del Rosario, con esa manera tan peculiar de los ortodoxos, bendiciendo y cantando a la vez; imágenes de Pato, contando su viaje a Medjugorje, con alegría, con gozo y, en ese gozoso cuento, desgranando sus sentidas emociones y su gran amor por nuestra querida Reina de la Paz, tan enorme era su amor por nuestra Reina, que Ella, la Mamá, la vino a buscar en su día…, su cenáculo lo llamó Mabel Rolando

“La conocí el primer día que fui al grupo de oración en lo de Pablo Cuomo, y siempre recuerdo cómo rezó el Ave María: “Alégrate María, llena eres de gracia …”, que me gustó mucho. Luego compartimos el grupo de La Visitación, siempre con mucha paz y alegría, a pesar del regreso de su enfermedad. Me pareció admirable como llevó sus sufrimientos, y la fortaleza que tenía cuando la visitamos en las internaciones. Y los mimos que quería recibir, rascarle la espalda, el cafecito de la tía, etc.” Renée Young

El primer retiro predicado por el P. Teófilo Rodríguez, en un momento de oración empecé a llorar desconsoladamente, sin motivo aparente, pero en mi interior sabía que lloraba por todo lo que iba a tener que sufrir Patricia. De hecho me acerqué y la abracé. Patricia es una persona que ha sufrido muchísimo en la tierra. Y todo lo ha ofrecido. Al final de sus días dijo, como bien sabemos todos, que ya no le tenía miedo a la muerte. Su único temor era ir al Purgatorio. Cuando Santiago Lanús habló telefónicamente con el Padre Delgado y le comentó esto, el Padre Delgado exclamó: ¡Que no tenga miedo! ¡Va al Cielo directo!.”Roberto Leboeuff


Ayer, 24 de junio luego de volver de visitarla en Terapia Intensiva y rezar la coronilla de la Misericordia por Pato para que el Señor se la llevara con El, tuve una imagen mental donde UNAS MANOS tejían una corona blanca de novia sobre la cabeza de Patricia y luego escribí en un pedazo de papel esto que me salió del alma.

Triste, muy triste estoy
Qué dolor, qué dolor, qué dolor… Espero que tenga un bello vestido de novia Señor,
Tan bello y lleno de flores, de aromas sutiles y fragancias exquisitas
Qué brille la Gloria de Tu Rostro sobre ella
y permanezca para toda la eternidad para su deleite. Madre, cuídala y ponla bella para el Amor con el Señor
Que la Cruz que ha llevado se vuelva una joya en su corona de novia
Y que puedas derramar Tu Gracia sobre sus hijos.

Que bella eres amada mía
Que bella eres paloma mía
Te he esperado con tanto ahínco
Y al fin podemos levantar el velo que nos separa. Un aroma suave y picante, una fragancia exquisita de especies exóticas sube por las cabezas y habla de toda la alegría que inunda el alma cuando se encuentra con su Señor.” Ana Cousillas

Después de hablar anoche con Sofía y saber que Patricia estaba en Terapia no podía dejar de pedirle a Dios que nos manifestara su  piedad .Esta mañana tuve la percepción que Patricia  venia con una gran sonrisa a despedirse y nos abrazamos. Fue un momento…Mas tarde empecé a rezar el Rosario y fui yo quien” la llamó ” esta  vez para que rezáramos juntas y le regaláramos a María unas Aves Marías, primero pensé” por nuestros hijos” y después me rectifique y le decía a ella:” no, mejor se las regalamos como agradecimiento, como  flores, porque es el día y la hora en que está por ir  a Medjugorje “. Orábamos juntas un rato y luego se iba caminando con María, que se había acercado a orar con nosotras. Luego tuve la sensación que quedaba sola rezando mientras las veía irse tranquilas. Cosas que sentí y se las cuento como consuelo. Graciela Celli**


Testimonio del Pastor Manuel Fernández.
Hola, estimado Pablo:

     Quiero ser breve al contarte este testimonio, aunque no es tan sencillo relatar una experiencia espiritual como la que viví con Patricia, una persona tan aferrada a la fe, y por lo cual, en cada oportunidad que estuvimos juntos personalmente y aun por teléfono, nos poníamos de acuerdo en el único y suficiente Nombre que es sobre todo nombre, el de Jesús, y experimentábamos cómo descendía Su presencia tan dulce y envolvente cubriendo todo nuestro ser.
     Pude comprobar que Patricia tenía una entrega al Señor muy profunda y real. Era admirable su total dependencia de Él, y nunca le escuché un reproche, tampoco una queja, y menos un enojo. Todo lo contrario; su condición física o los dolores de su cuerpo, eran los que la identificaban tanto con los dolores que Jesús sufrió por ella, que se sentía totalmente entregada a la voluntad divina, sabiendo que Él nunca se equivoca, que todo lo ha hecho perfecto y agradable.
     Te aseguro que conocer personas como ella es tan reconfortante y satisfactorio, que le doy gracias al Señor por haberla conocido; y quedará en el recuerdo y en mi memoria, siempre.
     Que este testimonio sirva para exaltar al Todopoderoso por Su amor y misericordia; y también que al compartirlo con otros/as, la consagración de Patricia les motive a hacer lo mismo.
      Fraternalmente en Cristo, Manuel.

__________________________________________________  

Graciela Celli: un año y medio después del fallecimiento de Patricia y al mes de haber participado activamente en la organización del VI Retiro Eciuménico Latinomaericano de 2010, falleció trágicamente por un accidente relacionado con la enfermedad de su hijo al cual cuidaba con gran devoción. .